Frases para mi amor, Ana (LXXXI). El anhelo de tenerte.

 

Frases para mi amor, Ana (LXXXI). El anhelo de tenerte.

 

Solo le tengo celos a tu almohada por dormir tan cerca de ti.

Un suspiro de tu amor es la fragancia con la que quiero impregnar mi cuerpo.

Tu amor es aquello que más quiero y deseo.

Colguemos nuestra alegría de una nube para que extienda la felicidad por los caminos que recorra.

Truncamos nuestros sueño con vanas esperanzas de realidad.

Es extraño pensar en lo poco que necesitamos para realmente ser felices.

Posiblemente no comprenda tus pensamientos, pero amo cada uno de tus momentos.

Sentir la sedosa piel de tus labios es la belleza hecha eternidad.

Hay palabras que comprometen nuestra fe en causas perdidas.

La perfecta armonía solo se consigue estando junto a ti

Cualquier posible esperanza es mejor que la triste realidad.

Juntando nuestras emociones conseguiríamos algo realmente bello.

Tengo que dilatar el tiempo para alargar los besos de tus labios.

Embotellaría el perfume de tu presencia para estar siempre a tu lado.

La felicidad es la forma de ordenar las letras para darle un sentido coherente a la vida.

Comenzar un día sin ver tu imagen es como vivir en una oscuridad completa.

Mientras espero un beso tuyo, aquí estoy solo, pensando en ti.

El verdadero amor se enfrenta a todas las adversidades que puedan surgir.

La música conmueve el alma como la delicia de tus palabras.

Compensar uno de tus besos es prácticamente imposible, no hay nada con tanto valor en la vida.

El tiempo es aquello que nos une y nos separa.

La brisa de mis pensamientos hace que llegue hasta mi tu deliciosa fragancia.

Sumar dos amores nos proporciona la energía y vitalidad para resistir cualquier eventualidad.

Los pensamientos por ti siempre están presentes en mi corazón.

Ni tan siquiera un aurora boreal eclipsaría tu radiante belleza.

Aprender a amar en silencio duele pero reconforta.

La vida es el camino que recorremos para encontrar lo que verdaderamente amamos.

Prometo darte lo mejor de mi.