Frases para mi amor, Ana (XCI). La luz de mi destino

 

Frases para mi amor, Ana (XCI). La luz de mi destino

 

Mientras tanto lo único en lo que piensa mi mente, es en ti.

El amor nos llena en alma de bondad, comprensión, energía y esperanza.

Por mucho que tratara de olvidarte jamás lo conseguiría, eres mi huella imborrable.

Ya no busco el amor, pues tu llenaste ese pequeño rincón.

La belleza de tus palabras me trae pensamientos hermosos.

Unos besos tuyos a estas horas de la mañana serian todo un bálsamo de felicidad.

Quiero desnudar tus sentimientos y emociones saboreando tus dulces labios.

Mi único capricho es hacerte feliz constantemente.

Puede que el amor sea una utopia, algo alejado y aunque visible que nunca se podrá alcanzar.

Te necesito como compañera de todos mis momentos.

En cada una de mis futuras vidas te buscare incansablemente para amarte.

Tu eres mi deseo pendiente.

La única dirección que sigo es aquella que me lleva hasta ti.

Cada noche mis sueños luchan por conquistarte.

Adjunto a mi amor mi corazón para que lo cuides en tu ausencia.

La confianza es algo que se da para que se respete y se cumpla, es lo que nos define como persona.

Eres el pedacito de cielo que me hace feliz.

Vivimos para intentar ser felices en un mundo muy imperfecto.

Una relación seria es reír en tu compañía.

Mi alegría es estar junto a ti las máximas horas del día.

Desde que llegaste a mi vida eres el pensamiento que llena mi tiempo.

Tus labios, tus besos… mi destino.

Eres incomparable a cualquier otro ser.

Trato de recordar todo aquello que me cuentas, pues tus palabras son importantes para mi.

Mi mayor problema es que tu eres la única solución.

Fusionar nuestros sentimientos en un arco iris de luz multicolor que nos haga felices eternamente.

Necesito tocarte y acariciarte cuando estoy junto a ti.

Tratare de llegar a tu corazón aunque sea la estrella más alejada del firmamento.